Si estás decidido a abrir tu propio estudio de arquitectura y depender solo de ti mismo debes evaluar la viabilidad de tu proyecto y conocer los riesgos que conlleva. Pero también tienes que ’darte de alta‘ para cotizar, saber qué documentos son necesarios para trabajar como autónomo o cómo llevar la fiscalidad de tu negocio. Te explicamos qué trámites debes seguir.

Y recuerda que, como arquitecto, hna te asesora de manera gratuita en los pasos que debes seguir para lograr tu objetivo.


Trámites para empezar

Obligaciones formales

  • Previas (solicitar NIF, alta en el censo de Actividades Económicas (Modelo 036 o 037)
  • Impuesto de la Renta de las Personas Físicas (IRPF) o Impuesto de Sociedades (IS)
  • Impuesto sobre el Valor Añadido (IVA)
  • Impuesto de Actividades Económicas (IAE), en su caso
  • Declaración de Operaciones con Terceros
  • Obligaciones del Código de Comercio (entre los que se encuentran los libros de contabilidad)
  • Libros para IRPF
  • Libros para IVA
  • Cotizar a un sistema de previsión
  • Formalización de los contratos de trabajo de los empleados

Cotizar a un sistema de previsión para ejercer como arquitecto. hna vs. Seguridad Social

hna (Sistema de previsión alternativo a la Seguridad Social) RETA (Régimen de la Seguridad Social para trabajadores autónomos)
Sistema de previsión
De capitalización individual: Lo aportado más la rentabilidad acumulada constituyen un fondo a jubilación nominal, personal e intransferible. De reparto: las aportaciones de los actuales cotizantes financian las pensiones de los ya jubilados.
Cuota mínima
80% de la mínima del RETA. Con todas las coberturas necesarias para ejercer profesionalmente. La que se fije para cada ejercicio.
Flexibilidad y personalización
A partir del mínimo se pueden ajustar las aportaciones a las circunstancias particulares de cada uno, para mejorar la pensión a jubilación. No es necesario haber cotizado un número mínimo de años. El sistema es rígido tanto en la cuantía de las aportaciones para cada cobertura como en las condiciones de acceso a la pensión: años necesarios para generar derecho a pensión, la edad mínima de acceso a la jubilación, etc.
Concurrencia de pensiones
En caso de haber cotizado a hna y al sistema público, en el momento de la jubilación se pueden cobrar las dos pensiones reconocidas sin límite de cuantía máxima a percibir. En caso de haber cotizado a dos sistemas públicos (Régimen General y RETA, por ejemplo) la cantidad máxima a percibir de la Seguridad Social queda limitada a la pensión máxima establecida anualmente.
Compatibilidad con el ejercicio profesional
Existe la posibilidad de ejercer profesionalmente una vez jubilado. En general, la percepción de una pensión es incompatible con la realización de una actividad por cuenta propia o ajena, con algunas excepciones como la jubilación parcial, entre otras.
Designación de beneficiarios
Libre designación de beneficiarios. Vienen determinados legalmente.